Este lugar pretende divulgar la obra grabada en linóleo de Pablo Picasso desde un punto de vista didáctico al mismo tiempo que riguroso

sábado, 12 de mayo de 2012

Georges Bloch


Georges Bloch (1901-1984) fue un empresario textil suizo más conocido en el mundo del arte por su picassiana pasión coleccionista, que comienza en su juventud y que se consolida con el conocimiento personal del artista en 1953; fue presentado a Picasso por Bernhard Geiser, el primer catalogador de la obra gráfica del malagueño. Este mecenazgo artístico, con tan escasos ejemplos en nuestro país, llevó a Bloch a recopilar unos dos mil trabajos gráficos, que unidos a sus conocimientos le sirvieron para publicar en 1968 con la editorial Kornfeld & Klipstein Pablo Picasso. Catalogue de l’oeuvre gravé et lithographié, 1904-1967. En dicho volumen se reproducían todas las estampas a pequeña escala (con algunas ampliaciones) y una breve anotación. La gran aportación de Georges Bloch a la difícil tarea de catalogar la obra picassiana fue la de realizar una entrada en el catálogo por cada estampa, asignándole un número, respetando las variaciones de la edición y las diversas técnicas aplicadas a la misma matriz, dándole el tratamiento de nuevas obras, algo para nosotros bastante acorde al pensamiento del maestro. Al primer trabajo siguieron otros tres, que pretendían cubrir toda la producción posterior y los olvidos anteriores. El tomo II, aparecido en 1971, se encarga de los años 1966 a 1969 y el siguiente, el tercero, se dedicaba a la obra gráfica cerámica entre 1949-1971, otra gran aportación del autor.
En el año de publicación del tercer volumen, en 1972, Georges Bloch tomaba la determinación de donar 473 estampas de Picasso a la Eidgenössische Gottfried Keller Stiftung (GKS), a las cuales se sumaron otros 39 trabajos entre 1979-1980 y 1981-1982. Todo este legado está depositado en ocho museos suizos: Kunstmuseum Bern, Kunsthaus Zürich, Kunstmuseum Basel, Bündner Kunstmuseum Chur, Musée d’art et d’histoire Geneva, ETH, Musée Jenisch Vevey y Kunstmuseum St. Gallen. Por deseo expreso del coleccionista, cada cinco años uno de los museos organiza una exposición para mostrar una selección de estos extraordinarios fondos al público, siendo el Museo de Bellas Artes de Berna el primero en celebrarla entre 1972 y 1973, y el último por ahora en 2011, con el título de Picasso. El poder de Eros.
Aunque otra parte de la colección de Georges Bloch fue subastada en 1973 (unas 382 estampas), todavía apareció un cuarto volumen en 1979, dando cuenta de los grabados datados entre 1970 y 1972, cerrando una obra fundamental, aunque no la única, para el conocimiento de la importancia artística de Pablo Picasso en el campo del grabado.
En el año 2004 apareció una revisión del segundo (The Printed Graphic Work. Revised Bloch II)
y cuarto volumen de Bloch (The Printed Graphic Work. Revised Bloch IV), a cargo de The Picasso Project, que aportaba las concordancias con otros catálogos de obra gráfica, como los trabajos de Baer, Geiser, Mourlot y Cramer, olvidando, como siempre, al idioma español.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada